Saltar al contenido
OK SALUD – Mejor información. Mejor salud.

Orzuelo: Causas, Cuanto dura y cómo tratarlo

El orzuelo es una hinchazón en el párpado que se genera gracias a una inflamación de las glándulas sebáceas en la zona de las pestañas que se conoce como domicilio piloso. Para hacerse una idea de lo que ocurre, de manera más clara, la infección se produce en la glándula que genera grasa (Zeiss) y la glándula que produce sudor (Moll), abriendo pasó así a la bacteria llamada Staphylococus.

Mayormente el orzuelo se presenta como una especie de espinilla blanca en el ojo, en forma de pelotita, de grasa y para eliminarlo se procede a extirpar en una intervención denominada “orzuelo enquistado”.

El orzuelo produce síntomas que se presentan en dolor ocular, hinchazón en la zona afectada y enrojecimiento parcial. Pero también existen consecuencias que pueden ser un poco más importantes, como la visión borrosa que sucede cuando el tumulto es más grande de lo habitual.

Causas del orzuelo

Los orzuelos se generan como consecuencia de una interrupción en una de las glándulas bárbaras que se encuentran en la zona de las pestañas y también en los parpados. Esto ocasiona que las bacterias puedan reproducirse con mayor facilidad, haciendo así que la infección se abra paso.

Cuando hablamos del orzuelo enquistado, nos referimos a un caso de bloqueo más fuerte de la glándula, haciendo que una pequeña pequeña pelotita se forme sobre el parpado.

Ahora, es cierto que toda persona puede sufrir se un orzuelo pero también existen una cantidad de causas que hacen el riesgo mayor: la enfermedad de  blefaritis, que significa una inflamación en los parpados; papiloma, que se trata de protuberancia en los ojos con enorme parecido a las verrugas; y quistes, que son bolitas generalmente llenas de líquido.

Cuánto tiempo dura un orzuelo

De manera concreta no existe un método infalible que prediga el tiempo en que puede durar un orzuelo, más bien en cada organismo la duración varía de manera respectiva. La reacción que genera la bacteria en el párpado no comprende un lapso determinado, pero según el cuidado que se le otorgue puede acortar o prolongar la inflamación.

Lo que sí es posible afirmar es que los orzuelo generalmente son dolorosos, incluyendo reacciones de hinchazón en la zona, mayor producción de lágrimas y por consecuente gran incidencia de legañas, cómo también formación de costras en el punto afectado.

En lugar de perder el tiempo intentado calcular el lapso en el que un orzuelo puede durar afectando al párpado, es mejor invertirlo en cuidados primarios para su tratamiento, que van más allá de actividades poco seguras como quitar un orzuelo con una llave.

No hay tiempo determinado

Primero hay que tener en cuenta que lo que dura un orzuelo es indeterminado en cada paciente pues, igual que las huellas dactilares, cada caso (respetivo al tiempo) puede llegar a ser totalmente diferente a otros.

Sin embargo, se puede afirmar que en la mayoría de los pacientes  (según su tratamiento) la infección puede mejorar en un lapso comprendido entre los primeros 7 a 10 días, pero es poco profesional afirmar que es una regla infalible. Y si las condiciones son las más óptimas, luego de ese plazo el orzuelo tiende a desaparecer.

Por otro lado, es importante tener presente que sí los orzuelos persisten en un tiempo mayor a un mes, se recomienda acudir a un especialista de confianza para tratarlo de manera clínica. Pues, no es normal que esa espinilla blanca en el ojo pueda tener una expectativa mayor a tal lapso.

En otro orden de ideas, es probable que a un paciente se pueda ver afectado en repetidas ocasiones, dentro de un corto plazo, por la infección que genera el orzuelo. Este caso no debe ser habitual para ningún ser humano y más bien debe generar una señal de alarma que concluya en una respectiva visita inmediata al oftalmólogo.

A pesar de que la duración del orzuelo es indeterminado, en la mayoría de los casos se puede drenar naturalmente, la espinilla blanca en el ojo, entre los 4 y 5 días desde su formación.

Si no es posible saber cuándo exactamente desaparecerá, es más inteligente tener en cuenta cuales son los cuidados para lograr que ese tiempo sea el más corto posible. Logrando así complementar con el tratamiento que se esté utilizando para tal fin, por supuesto bajo las indicaciones de un profesional siempre.

Existen cremas o ungüentos que son realmente eficaces para tratar la hinchazón, deben ser siempre perteneciente a la familia de los antibióticos, ejemplo de ellos es la terramicina para tratar el orzuelo, en su versión oftálmica que es enormemente recomendada.

Lo que no se debe hacer

También se deben tener en cuenta ciertas prohibiciones que debe tomar el paciente, cómo evitar el uso de cosméticos que empeoren la afectación. Igualmente es poco saludable  exponerse a lugares con alta incidencia de gases tóxicos o sustancias demasiado intensas.

Como ya se explicó, la permanencia de  la espinilla blanca en el ojo puede drena entre los 4 y 5 días desde su aparición. Pero esto será posible sólo si se evitan las actividades que puedan empeorar la zona afectada y sea cuidada con cautela.

Cómo curar el orzuelo en corto plazo

Algunos de los procedimientos más simples para lograr el drenaje del orzuelo tienen que ver con aplicar calor natural sobre el punto infectado. Por ejemplo, la fricción de los dedos de una mano sobre la otra generan calor soportable a esa zona, colocarlos en la protuberancia puede resultar en que ésta se madure más rápido para lograr que sea extirpada en el menor tiempo posible. Es importante aclarar que luego de que se expulse la grasa o el pus que contiene la infección,  su recuperación se acelera inmediatamente.

Además del uso de la terramicina, se pueden aplicar otro tipo de pomadas y elementos  como el lubricante homeopático para ojos (bajo las indicaciones de un oftalmólogo), que contiene propiedades antiinflamatorias; aceites naturales de omega 3 y omega 9, este tratamiento es el más eficaz cuando el orzuelo es generado por el estrés; y las almohadas térmicas para ojos, que generan calor en la zona afectada de manera más constante.